jue. Dic 2nd, 2021

La NFL continúa emitiendo reglas estrictas para los equipos y ahora se añade una más que tiene que ver con los entrenadores que se acerquen a los árbitros sin usar la careta y cubrebocas.

El árbitro que observe como un entrenador en jefe o alguno de sus miembros del staff se acerque a charlar con él sin usar la protección adecuada podría ser penalizado con hasta 15 yardas de retroceso para su equipo y sería catalogado como “conducta antideportiva”.

Este nuevo castigo fue confirmado mediante un memorándum emitido por el vicepresidente senior de operaciones de la NFL, Perry Fewell después de diversas quejas por parte de los árbitros.

“Hemos visto múltiples ocasiones en las que los entrenadores en jefe se han quitado sus cubrebocas para comunicarse con los oficiales durante los partidos. Hacerlo crea un riesgo innecesario e incrementado para los oficiales que están en los partidos, los entrenadores en jefe y otras personas, y es inconsistente” se lee en el comunicado.

Desde el comienzo de la temporada 2020 la NFL instruyó a jugadores y staff a respetar las normas de sanidad para evitar contagios por COVID-19, además de optar por castigos severos a quienes incumplan con las normas.

Con este nuevo castigo la NFL busca que los árbitros trabajen en un ambiente más seguro y que los miembros del staff en banca porten los cubrebocas durante todo el juego, evitando que se lo quiten como ha ocurrido en diversos partidos.